La filosofía del “Patón”

Por : Jaime Garza

Twitter : @JaimeGarza94

‘’…lo que se habla no es más valioso porque usemos saco y corbata. Pero tampoco debería perder valor si vestimos de short y musculosa. La verdadera importancia está en el contenido…’’

-Nahuel Guzmán, 17 de enero de 2019.

Dejemos de lado el balón por un momento. Ahorita lo retomamos. Tratemos de descifrar el mensaje detrás de sus palabras.

‘’Lo que se habla no es más valioso porque usemos saco y corbata’’, dice a modo de humildad, como rediseñado la idea de la falsa jerarquía. En un mundo gobernado mayoritariamente por bandidos de cuello blanco, el portero argentino se anima a restarle importancia al estereotipo.

‘’Pero tampoco debería perder valor si vestimos de short y musculosa’’, continúa, y aquí recojo la pelota. Guzmán ha sido un arquero de colores indescifrables. Un día sale de héroe, y al otro la hace villano. Tomando sus palabras, un día lleva saco y al otro tirantes. Sin embargo, el contenido lo rescata.

¿De qué contenido hablo?

De ese que no puede negociarse dentro de una cancha. Ni en el fallo de un penal que acaba en Tamaulipas, ni en un gol maradoniano en plena Copa del mundo. ¿A qué nos referimos? A la entrega. En él tenemos a un individuo que con todo y sus loqueras nunca deja de sudar la camiseta, como olvidándose de que es portero.

Claramente Nahuel no iba por aquí. Sin embargo, no puedo no relacionarlo con el fútbol. Entonces interpreto la elegancia de su saco como las noches de gloria que nos ha regalado, el short como aquellas loqueras que algunos sustos nos ha provocado, y el contenido del que nos habla, es ese huevo que le pone a la amarillo con azul. Es ese amor bonito que lo vuelve perfecto cuando más lo necesitamos. Ese es su contenido, ese es nuestro ídolo.

Un día escribí en búsqueda de ti, muchos no entendieron el mensaje. Hoy puedo decir que te encontré, filosofando como el genio que eres dentro y fuera de la cancha.