América ha frenado invasiones

Los incomparables quieren hacerse presentes en el Estadio Azteca con una invasión que motive al equipo de cara a la Final del Apertura 2016 frente al América, pero para eso deberán superar las trabas del equipo capitalino.

Tan solo hay que recordar que en el mes de abril algunos autobuses de la barra fueron regresados antes de llegar a la Ciudad de México al considerar que no tenían entradas para el partido de Vuelta de la Final de la Liga de Campeones de Concacaf.

Hace dos años, en diciembre del 2014, previo a la Final de Vuelta intentaron se intentó hacer una invasión para ver a los auriazles, pero todo salió mal, luego de perder 3-0 con tres jugadores expulsados y por si esto fuera poco la directiva del América aumento el boletaje y evitó la venta de entradas vía internet por lo que apenas 15 mil espectadores pudieron ingresar al Coloso de Santa Ursula.

La primera ocasión en la que la directiva del América saboteó una invasión de los incomparables fue en el Clausura 2013, donde solo los aficionados con la membresía del equipo y con residencia en la Ciudad de México podrían conseguir las entradas, en esa ocasión más de 20 mil se colaron a las gradas del Azteca.

Los aficionados de Tigres pretenden terminar el año con una invasión histórica que motive al equipo para dar el primer paso por el quinto título de Liga. 25 incomparables llenaron el Alfonso Lastras de San Luis en la jornada 10 del Clausura 2013.