El “nuevo” Tigres

El fútbol actual tomó un rumbo alterno a lo que conocíamos, los fichajes más caros de hace 10 años hoy son muy comunes entre equipos de todo tipo en Europa, y se pensaba que eso no podía pasar en nuestro continente, hasta que llegó Tigres.

Los fichajes torneo a torneo, en épocas pasadas, eran muy comunes. Ni siquiera cuando llegó Lucas Lobos se hizo tanto revuelo, porque no era conocido, quizá la “bomba” llegó a ser Omar Bravo y… Bueno, todos sabemos lo que pasó.

Pero hay que dejar claro que las buenas contrataciones no pasan sólo por el hecho de ser “bombas” llenas de emoción, opiniones e incluso polémica; las buenas contrataciones tienen como características ser necesarias para el plantel, aunque no necesariamente para el 11 titular. Puede que te haga falta un buen portero, pero que sabes que seguramente será suplente, y fue una buena contratación.

Hace tiempo sonaban nombres como David Suazo, Adriano e incluso Robinho, y cosas más aisladas como Seedorf, Ronaldinho y algunos más, y todos tenían como común denominador que estaban al final de su carrera, que venía como despedida y no tenían tanto que ofrecer, y era entendible porque ¿Quién iba a querer venir a México o a Tigres? Pero hoy, 6 años después, eso ha cambiado.

Antes de escribir las siguientes líneas, sé que habrá muchas personas que digan cosas como “pero no pudieron contratarlos”, “se fueron a clubes más grandes” y los entiendo, pero me gustaría que lean objetivamente todo.

Gignac fue el inicio de una nueva generación de Tigres, es cierto que muchas circunstancias se acomodaron para que pudiera llegar, cosas como el que su familia sea de ascendencia gitana, el idioma y la humildad del jugador, pero tampoco es que haya sido un trabajo sencillo contratarlo; se tuvo que hacer una labor de convencimiento ardua que dio un gran resultado.

La gran duda era: ¿Gignac será una gran excepción o el inicio de una constante?

En diciembre pasado, Tigres intentó un fichaje de un jugador poco conocido, se trataba de Sergio Díaz, un hábil futbolista paraguayo de Cerro Porteño. Al día de hoy, Díaz está cercano a fichar por el Real Madrid (seguramente irá al Real Madrid Castilla); hace no mucho tiempo, Ben Arfa fue de los prospectos más importantes para Tigres, estuvo la disputa entre nosotros y Unai Emery (ex DT del Sevilla, ahora del PSG).

Otros jugadores como Valbuena y Andy Delort son temas que aún no están cerrados, pero sí son pretendidos por Tigres.

Y no sólo hay que decir sobre los fichajes de Europa, también de quienes han llegado de Argentina como Nahuel Guzmán (pretendido por Barcelona, aunque pareciera que el interés era de Martino y no del Barça), Guido Pizarro (pretendido por Palermo antes de venir y Celta en diciembre pasado) y Lucas Zelarayán (pretendido por Udinese) logrando Tigres, primero, contratarlos y después mantenerlos.

Las intenciones de la directiva de Tigres no dejan de agradar, más allá de traer a jugadores caros, están haciendo de Tigres una entidad respetable para venir y para mantenerse, algo que pocos o nadie había logrado en México.