Tigres UANL: ¿Hay esperanza?

No hay que ser muy analistas para darse cuenta de lo que ha pasado las últimas semanas dentro del equipo en cuestión de sus compromisos en Liga y Copa Libertadores,  la incógnita del ¿qué paso? permanece en el aire mientras que hay rumores, dudas, incluso algunos se enfocan en mencionar que dentro del vestidor hay jugadores problemáticos, lo que no debe quedar duda es que si hay un inocente en todo esto debe ser Ferretti.

No escribo para defenderlo, sin embargo no puedes atacarlo, porque ante cualquier táctica se interponen los dotes de egoísmo e individualismo dentro del campo,  factores contra los cuales ningún técnico puede combatir con estrategia, más si con decisiones, los cambios por ejemplo, donde vemos que la constante en cada partido es la salida de Joffre Guerron, quien aunque posee características físicas impresionantes, es meramente inútil verlo correr queriéndose llenar de gloria dejando de lado al equipo.

Después del partido contra Emelec, a los cuales personalmente deseaba evitar, quedaron en el aire los miedos y fue evidenciado que Tigres puede ser totalmente contenido por cualquiera que realmente lo quiere vencer, y los miedos crecieron al darse a conocer la gran probabilidad de que Damián Álvarez tampoco participara en el juego de vuelta, una baja tremenda, un factor determinante en esta serie.

Viéndolo de manera pasional, siempre he creído en el equipo,  pero los números fríos están por enfrente diciendo que la historia de este equipo es no sabe remontar un marcador adverso en la ida en cuestión de visitante, por otro lado la historia nos dice que las grandes hazañas son posibles, siempre y cuando, el jugador luche por ello. Alguna vez Ferreti menciono que no le preocupa no anotar goles, le preocupa no tener opciones de gol, viéndolo fríamente, debe estar rezando, pues contra Santos y Emelec, las opciones de gol a pesar de que existieron, no fueron claras ni generaron temor a los rivales.

Si hay esperanza o no, la realidad de las cosas es que es lo último que muere.