Tigres UANL: La Libertadores

Una vez ganada la #CopaMX la afición felina entra en el dilema de festejar o no festejar el título, cuestionando el prestigio y si la envergadura del torneo lo amerita. De entrada la directiva envió un mensaje claro de la magnitud que para ellos tiene la #CopaMX al no programar ningún festejo.

La duda de festejar el título de #CopaMX o no, nace de la infinita e interminable rivalidad entre los equipos de la ciudad. La afición de Tigres se siente limitada en el festejo porque en su momento condenó a la de Monterrey por celebrar la CONCACAF y ahora es el turno de ellos de custionar lo mismo. Es el cuento de nunca acabar pero así es nuestra rivalidad.

También podríamos entrar en la polémica de que una cosa es festejar y otra bordar estrellas. Pero no somos la RG.

Soy de la idea de que cualquier triunfo, pequeño o grande, es digno de festejarse. Igual pienso que el festejo es proporcional a la magnitud del logro obtenido.

Desde mi punto de vista, la obtención del título de la #CopaMX toma relevancia en el momento que te da la oportunidad de disputar Copa Libertadores, el torneo de clubes más importante del continente.

Soñar con la oportunidad que, por ejemplo, el día de ayer tuvo León, al ganarle a un histórico como Flamengo, y en el mismísimo Marcaná, ese tipo de oportunidades son las que uno como aficionado sueña.

Tener la oportunidad de jugar contra los grandes equipos de sudamerica, definitivamente viste más que ganarle una final a Alebrijes o a Real Salt Lake City, es la verdad.

Ganar la #CopaMX simplemente es un escalón más para lo que debería de ser el objetivo importante: llegar a disputar Copa Libertadores.

Sueño con ver a Tigres jugar una Libertadores, otra vez.

Ahora bien, ¿Tu qué opinas?

Foto  | Redacción Solo Tigres